Archivo de la etiqueta: Mass Effect

Análisis de Mass Effect

De los creadores de Star Wars: Knights of the Old Republic, podemos disfrutar a día de hoy, en PC y X-Box la saga Mass Effect, que está arrasando en el mercado videojueguil y no sin razón: una perfecta evolución del juego de rol y acción con un nivel gráfico exquisito.

Mass Effect es una nueva franquicia de videojuegos del género RPG (roleplay game) y ciencia ficción, creada por Bioware Corp., compañía que ya parió hace años el legendario Star Wars: Knights of the Old Republic y revolucionó la comunidad RPG, permitiéndose crear nuevos juegos con gran calidad.

Primero hagamos una breve sinopsis: En el futuro siglo 23, la humanidad descubre un artefacto desconocido en los confines del Sistema Solar. Tras investigarlo, descubren que se trata de un prodigio alienígena capaz de trasladarlos en el espacio a velocidades chiripitifláuticas gracias al fenómeno que da título a la serie; el efecto de masa (llámese velocidad luz, hiperespacio, o efectos de masa, el resultado es poder desplazarse con rapidez).
Tras esto, la humanidad descubre al resto de vecinos de la Vía Láctea, que han formado un supragobierno tras milenios de conflictos y coexistencia. La humanidad intenta abrirse un hueco en la nueva sociedad y colonizan nuevos mundos.
Pero una seria amenaza se cierne sobre la comunidad de la galaxia, una amenaza desconocida y que será descubierta por el jugador mediante la actuación del personaje principal; el Comandante Shepard, quien explorará la galaxia abordo de su fragata NSS Normandía.

El modo de juego no es una novedad: avanzar en la historia, encontrar nuevos compañeros de equipo con habilidades específicas, mejorar habilidades, etc. El modo es abierto, es decir, hereda de juegos anteriores el balance entre “bondad” y “maldad” del jugador, con importantes consecuencias.
El juego está plagado de misiones y muy bien ambientado. La documentación del juego es soberbia, creando entrada en el llamado “códice” del jugador que le va introduciendo en una enciclopedia histórica, biológica y tecnológica sobre el universo que le rodea, haciendo el juego muy absorbente y no apto para amantes del mata-mata.

Algunas de las diversas especies que habitan la Vía Láctea

Respecto a la parte de acción, podría decirse que es similar al Knights of the Old Republic con la excepción de que es auténtica acción real. Se podrá pausar para indicar las órdenes al resto de compañeros de equipo acerca de qué objetivos atacar o qué acciones realizar, pero los enemigos harán lo mismo a su vez sin esperar a que el jugador termine el turno. Es un juego de acción dura, con muchos combates y con una dificultad variable, pero en ningún momento llega a ser imposible, como suele ocurrir en los juegos de rol en los que se puede acabar convirtiendo en una especie de semi-dios de la destrucción.

Otro punto a destacar es el modo exploración: navegar por el mapa de la Vía Láctea es una pasada, y la Normandía en ambos juegos dispone de un vehículo terrestre de exploración; siempre se podrá explorar planetas, lunas, asteroides, para explotar recursos, invertirlo en nuevos materiales para armaduras, munición, salud, mejoras tecnológicas, etc. y realizar misiones.
Cabe destacar que era mucho mejor aunque repetitivo el modo de exploración del 1 que el del 2: en el 1 siempre vas en tu vehículo de una luna a un planeta, en el 2 lanzas sondas y solo aterrizas si encuentras anomalías tras escanear el planeta. Ninguno de los dos sistemas llega a ser acertado del todo y caen en la repetición, pero no son en absoluto obligatorios y ofrecen dosis de divertimento. Es de esperar que en el 3 lleguen a un sistema más acertado.

El tipo de personaje a elegir es otro de los alicientes. Se podrá elegir entre un humano de ambos géneros, pero su especialidad o clases determinará su modo de combate (ingeniero, soldado, experto en biótica que evolucionarán en diversas combinaciones según avance el juego). Es decir, el ingeniero será experto en combate tecnológico, mientras que el soldado tendrá acceso a armas más avanzadas, y el biótico tendrá poderes supernaturales.
Otro añadido muy atractivo es el poder personalizar al detalle el aspecto físico del personaje. Este invento no es nuevo, lo vimos incluso en el lamentable “El Padrino“, pero cabe destacar que las animaciones faciales en Mass Effect 1 (Mass Effect 2 cambia en mi opinión un poquito a peor) sean de gran calidad.

El detalle y calidad gráfica es impresionante, con una factura muy bien detallada, una iluminación soberbia y una fluidez de movimientos brutal. Explorar planetas y localizaciones es una pasada, los paisajes planetarios son la leche, pasear por la Normandía también, y las secuencias de diálogos y cinemáticas y combates son un orgasmo, por no hablar de la belleza del espacio que han sabido captar.

Respecto al guión, no cuenta nada especialmente nuevo. Una galaxia con un gran gobierno atacada por unos malos en la sombra con una motivación un tanto pueril, pero aún así es disfrutable. El punto fuerte es la riqueza de esta nueva historia y las múltiples derivaciones y pequeñas sub-tramas que surgen. Cada especie tiene su cultura, manías, odios, colonias, especialidades, debilidades, etc. Otro punto es como desarrollar la relación entre Shepard y sus compañeros, que puede derivar en la muerte o supervivencia de ellos o del propio Shepard. Esto se lleva más lejos en el 2, teniendo que ganarse la lealtad de sus compañeros y sufriendo las consecuencias de haberla ganado o no, y siempre con la posibilidad de perderla.

Es bueno que el 1 y el 2 sean bastante diferentes no solo en historia sino en jugabilidad. Pienso que es bueno porque sino sería muy difícil distinguir uno de otro debido al efecto global de misiones y acción. El 1 tiene un enfoque más de ciencia ficción y militar, explora el funcionamiento de la galaxia y sus problemas, sobre todo en las colonias. El 2 es mucho más macarra y transcurre casi siempre en el borde de mundos colonizados y controlados para llegar a tierras en disputa entre diferentes bandas rivales. Pero ambos son bastante épico-batallescos y te atrapan hasta el final y beben de obvias referencias dirigidas para los iluminados del género (2001: Una Odisea en el Espacio, La Guerra de las Galaxias, Star Trek, Alien, Blade Runner, Atmósfera Cero, Babylon 5, Battlestar Galactica, Matrix…)

El factor antagonista es quizá el que peor sale, pues no hay un malo malísimo, sino especies que pretenden destruir otras. En el 1 te enfrentas contra unos enemigos sintéticos con diferentes subcastas, en el 2 te enfrentas a una especie insectoide con varias subcastas. Ambas especies siendo los peones de los malos malísimos.
Lamentablemente, era obvio que el 2 no llega a ninguna parte más que ser el capítulo de enmedio de las trilogías de turno, pero es muy disfrutable y con un giro de tuerca al principio y final del juego muy interesantes.

Otro punto a favor de los desarrolladores es el poder importar los datos del primer juego al segundo, con lo que entran en la ecuación de la historia todas las decisiones, valores y niveles del personaje creado originalmente para abrir y cerrar según que puertas en la segunda historia. Por ejemplo, si en el 1 tal o cual miembro de tu equipo muere, afectará al segundo juego, o si terminaste tal misión de esta manera o de otra, tendrá sus consecuencias en la secuela. Esto se hará también en el tres, con lo que la experiencia de juego será increíblemente completa.

A esto hay que añadir las varias expansiones oficiales que Bioware va soltando cada equis meses, en su mayoría de gran calidad, y que pretenden enlazar con Mass Effect 3 cuando llegue, con lo que tenemos un juego que no tiene un final definido.

En resumen, un juego que yo recomiendo por su absorbente universo, jugabilidad, gráficos y el resultado de gozo en general. Otra obra de calidad de Bioware Corp., que por lo visto verá su versión cinematográfica que es de suponer sea una pretenciosa patata frita. Veremos si Martin Sheen y Seth Green, quienes aportan sus voces al juego repiten papeles.

Enlaces relacionados:

Página oficial de Mass Effect

You exist because we allow it, and you will die because we demand it.
Nazara (Soberano)

-Juansaman